Damas chinas

$1.690,00
Entregas para el CP:

Medios de envío

Compartir

Damas chinas  es una variante de dos juegos: Halma  y Estrella China ( o Tablero Chino).

Por un lado, Halma es un juego de tablero inventado en 1883 por George Howard Monks, médico norteamericano de la escuela de Harvard.  Se inspiró en un juego inglés llamado “Hoppity” concebido en 1854. La palabra “Halma” deriva del griego y significa “salto” y el juego se concibió para dos jugadores.

Por otro lado, el juego de damas chinas se distribuyó por primera vez en Alemania, donde se llamó “Stern-Halma” – fue una variante del juego anterior llamado Halma – con la diferencia de que su tablero tenía forma de estrella de seis puntas ( Stern en alemán) y estaba concebido para dos a seis jugadores.

El nombre de “Damas Chinas” fue parte de una estrategia de mercadeo en Estado Unidos por la Compañía Pressman, sólo con la intención de hacerlo más exótico.

Damas chinas es un juego de estrategia y estimulación matemática que promueve la agilidad mental para decidir cuál pieza mover para llevarla lo más rápido posible al triángulo opuesto. Quien llegue primero con todas las fichas, gana. ¿Te animas a jugarlo?

¿Cómo se juega?

  1. Juegan dos jugadores.
  2. Cada uno juega con un color.
  3. El objetivo del juego es llevar todas las piezas al triángulo opuesto. El que llega primero con todas las fichas, gana.
  4. Como el clásico juego de las damas, cada jugador mueve sólo una ficha por turno. Un movimiento válido es:
    1. A una casilla adyacente libre
    2. Saltando una casilla adyacente ocupada por otra ficha ( sea propia o dea de un contrario) y posándola en la casilla siguiente ( en la misma dirección), si está libre.

 

  1. Si el movimiento es un salto,y esta pieza que salta cae en una casilla vacía cuya contigua está ocupada, puede seguir saltando sobre ésta – a modo de escalera – para avanzar más rápido sobre el tablero. De este modo, en un sólo turno, una ficha puede avanzar de una punta del tablero a otra, haciendo salto en escalera, si la situación es propicia.
  2. A diferencia de las damas clásicas, aquí no se comen piezas. Las fichas sobre las que se ha salatado no se retiran del juego.

Edad recomendada: a partir de los 7 años.

Sugerimos que un adulto siempre acompañe el juego, participando, supervisando o simplemente velando el libre espíritu del niñ@.

Medidas aprox.: 24 cm x 14 cm x 6 cm (largo x ancho x prof)

Peso aprox.: 629 gr.

Los colores del juego pueden variar según la disponibilidad de stock